Doña Marina (La Malinche) y la formación de la identidad mejicana

Portada
Encuentro, 11 abr. 2002 - 263 páginas
0 Reseñas
He aquí un libro que hacía falta. Con un punto de vista novedoso, el presente estudio sobre la figura de doña Marina, Malinche, la indígena que acompañó a Hernán Cortés en su conquista de México -figura sumamente controvertida en la historia, odiosa para unos, interesante para otros-, va mostrando paso a paso la formación de la que es hoy día la identidad del pueblo mexicano, dando pistas para la comprensión de fenómenos como el PRI, el zapatismo y la particularidad religiosa de los mexicanos.
 

Comentarios de usuarios - Escribir una reseña

No hemos encontrado ninguna reseña en los sitios habituales.

Índice

Presentación
9
EL IMPERIO QUE ENCONTRARON LOS ESPAÑOLES
17
Características de la empresa de conquista
25
La estrategia de Motecuhzoma
34
EL NACIONALISMO MEXICANO Y SU ACTITUD
41
el patriotismo
48
LA BÚSQUEDA DE IDENTIDAD A TRAVÉS
57
LA REACCIÓN CRIOLLA ANTE LAS TEORÍAS
66
TonantzinGuadalupe y la MalincheLlorona
158
HACIA UNA NUEVA INTERPRETACIÓN
164
La desmitificación de la historia nacional
172
LOS NOMBRES DE LA MALINCHE
181
Malinche
187
El lugar de nacimiento y el linaje de Marina según las fuentes
195
La esclava
202
Los regalos o donaciones de mujeres
204

Las censuras a ia Conquista en la Historia de Andrés Cavo
73
Carlos María de Bustamantc
82
MALINTZIN Y EL ORIGEN SIMBÓLICO
89
LA EXPRESIÓN NACIONALISTA EN LA LITERATURA
108
LA REACCIÓN HISPANISTA
119
La magnificación de Marina
126
Cultura mestiza complejo de inferioridad y malinchismo
138
LAS VERSIONES POPULARES DE LA MALINCHE
147
DOÑA MARINA EN LA CONQUISTA
214
La acción de Marina según los testimonios indígenas
221
Los espías de Tlaxcala
228
El complot de Tepeaca
237
LA VIDA DE DOÑA MARINA DESPUÉS
245
BIBLIOGRAFÍA
255
Página de créditos

Otras ediciones - Ver todo

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 23 - Malinche, bien sé que te han dicho esos de Tlascala, con quien tanta amistad habéis tomado, que yo que soy como dios o teule, que cuanto hay en mis casas es todo oro y plata y piedras ricas.
Página 24 - ... por burla; lo que ahora, señor Malinche, veis mi cuerpo de hueso y de carne como los vuestros, mis casas y palacios de piedra y madera y cal; de señor, yo gran rey...

Referencias a este libro

Información bibliográfica