Nadie Ha Muerto En San Felipe

Front Cover
Editorial Libros en Red, 2004 - 416 pages
Centrada en la desaparicion de un sindicalista, la novela describe aspectos tenebrosos de la dictadura que padecio la Republica Dominicana desde 1930 hasta mediados de 1961. Es la decada de los anos 50: la dictadura recrudece la represion, y la delacion, como un espectro que penetra las fibras de la sociedad a todos los niveles, es convertida en uno de los instrumentos mas empleados de los cuales se sirve la dictadura, con el concurso voluntario de los hombres y mujeres mas mediocres, para profundizar el estado de terror imperante. En San Felipe, como un reflejo de lo que es usanza cotidiana en todo el pais, los funcionarios de todas las categorias intrigan unos contra otros disputandose las migajas del poder puestas en sus manos. Las muestras de lealtad al regimen, encarnado en el Jefe Supremo, quien es dueno del Estado como de las vidas y haciendas de todo el mundo, acusan extremos increibles hasta constituir aberraciones de la conducta humana y no hay honra ni incondicionalidad de servicio que pueda resistir la accion envilecedora de quienes, en obediencia a las leyes de hierro, ningunas de ella escrita, impuestas por el tirano y sus principales servidores, se dedican, sin reconocer limites ni fronteras sociales, a consolidar la supervivencia del modelo terrible de estado autoritario. Pero asi como fracasan los esfuerzos por establecer siquiera el destino del sindicalista, por obra, por encima de todo, del miedo a asumir, de hecho, la defensa de la causa sindical, todos cuantos aparentan que sienten pesar por la desaparicion del gremialista, no dejan de hacerse complices activos y pasivos del crimen en el cometido. Porque unos y otros, atentos a sus particulares "calculos egoistas," en tanto se preservan de la intriga, e intrigan, a su vez, y se cuidan de la delacion, buscan expresar la lealtad politica sin que sus circunstancias personales los puedan exponer a riesgos siquiera infimos. Pero la dictadura no perdona a quienes, como los verdugos del sindicalista, tratan de rentabilizar a su manera sus servicios a la tirania y son castigados en nombre de una honradez administrativa que dista mucho de expresar la verdadera naturaleza del gobierno. Es el caso del jefe militar de San Felipe, a quien pierde su ambicion de poder y riqueza y es sacrificado con brutalidad superior a la que en sus dominios el aplicaba a sus victimas. Pero he aqui tambien que la servidumbre a la dictadura suele generar frustracion y cansancio. Y que hasta entre los casos de mas aparente y acendrada identidad con los postulados del regimen pueden producirse deserciones. Pero ninguna situacion envilecedora pudo impedir que las manifestaciones mas comunes del amor sirvieran de callado refugio a la desdicha ni que la esperanza diera su aliento generoso a quienes se atrevian a creer posible la existencia de un mundo menos tortuoso.

What people are saying - Write a review

We haven't found any reviews in the usual places.

Other editions - View all

Bibliographic information