Obras escogidas de don Antonio García Gutierrez

Front Cover
M. Rivadeneyra, 1866 - Spanish drama - 722 pages
0 Reviews
 

What people are saying - Write a review

We haven't found any reviews in the usual places.

Selected pages

Other editions - View all

Common terms and phrases

Popular passages

Page 27 - ¡adi... os! (Espira; un momento de pausa.) MANRIQUE. ¡La he perdido! ¡Ese lúgubre gemido! es el último de amor. Silencio, silencio; ya viene el verdugo por mí... Allí está el cadalso, allí, y Leonor aquí está. Corta es la distancia, vamos, que ya el suplicio me espera. (Tropieza con AZUCENA.^ ¿Quién estaba aquí?
Page 10 - MANRIQUE. ¿Mi familia? AZUCENA. Nada me has preguntado nunca acerca de ella. MANRIQUE. No me he atrevido ... no sé por qué se me ha figurado que me habíais de contar alguna cosa horrible. AZUCENA. Tienes razón: ¡una cosa horrible!... Yo, para recordarlo, no podría menos de estremecerme ... ¿Ves esa hoguera? ¿Sabes tú lo que significa esa hoguera? Yo no puedo mirarla sin que se me despegue la carne de los huesos, y no puedo apartarla de mí, porque el frío de la noche hiela todo mi cuerpo....
Page 12 - Cuando en el ara fatal eterna fe te juraba mi mente ¡ay Dios! se extasiaba en la imagen de un mortal. Imagen que vive en mí, hermosa, pura y constante ... No, tu poder no es bastante a separarla de aquí. Perdona, Dios de bondad; perdona, sé que te ofendo; vibra tu rayo tremendo, y confunde mi impiedad.
Page 27 - MANRIQUE. ¿A morir? dispuesto estoy... Mas no , esperad un instante : A contemplar su semblante, A adorarla otra vez voy.
Page 26 - jTú a implorar por mi perdón del tirano a los pies fuiste! Quizá también le vendiste mi amor y tu corazón. No quiero la libertad a tanta costa comprada. LEONOR Tu vida... MANRIQUE ¿Qué importa? Nada..., quítamela, por piedad; clava en mi pecho un puñal antes que verte perjura, llena de amor y ternura en los brazos de un rival. ¡La vida! ¿Es algo la vida? Un doble martirio, un yugo... llama, que venga el verdugo con el hacha enrojecida.
Page 26 - MANRIQUE Un veneno... ¿y es verdad?, y yo, ingrato, la ofendí cuando muriendo por mí... un veneno... LEONOR Por piedad, ven aquí por compasión a consolar mi agonía. ¿No sabes que te quería con todo mi corazón? MANRIQUE Me matas. LEONOR Manrique, aquí, aquí me siento abrasar. |Ay!, ¡ay!, quisiera llorar, y no hay lágrimas en mí.
Page 562 - Hay épocas de virtudes, pero hay reinados de vicios. MIGUEL. Mas tú, en fin, ¿dónde has nacido? MARÍA. En los brazos de Roger. La patria de la mujer 5,5 es el amor del marido. Y más la que consiguió en él tantas dichas juntas. ¿Tú, Miguel, tú me preguntas dónde mi vida empezó? ,,„ En la gloria de sus hechos. en su cariño aquí fijo; en su grandeza; ¡en el hijo que he alimentado a mis pechos ! ESCENA XI DICHOS, GIRCÓN y ALEJO.
Page 18 - Trémulo como el viento en la laguna Triste brillaba el resplandor siniestro De amarillenta luna. Sentado allí en su orilla...
Page 13 - MANRIQUE: Ese llanto, Leonor, no me lo ocultes. Deja que ansioso en mi delirio goce un momento de amor... injusto he sido, injusto para ti... Vuelve tus ojos y mírame risueña y sin enojos. ¿Es verdad que en el mundo no hay delicia para ti sin mi amor?
Page 3 - Que á la luna moribunda Tu penacho descubría. Me figuré verte allí Con melancólica frente , Suspirando tristemente, Tal vez, Manrique, por mí. No rae engañaba... un temblor f Me sobrecogió un instante... Era sin duda mi amante , Era ¡ ay Dios ! mi trovador.

Bibliographic information