Tesoro de novelistas españoles antiguos y modernos, Volume 3

Front Cover
Eugenio de Ochoa
Garnier Hermanos, Libreros-Editores, 1847 - Spanish fiction
 

What people are saying - Write a review

We haven't found any reviews in the usual places.

Selected pages

Other editions - View all

Common terms and phrases

Popular passages

Page 8 - ... verás si ella alza la cabeza; hija de pobres y humildes padres, que queriéndose casar con ella muchos hombres ricos y caballeros, ninguno la contentó, y en todos halló una y muchas faltas, y está atada allí en una cadena...
Page 9 - ... me llevó a ver el conde Otavio Piccolómini, general de la armada imperial, que en aquella sazón estaba en aquella villa; el cual, habiéndose informado del capitán las partes y méritos que en mí concurrían, se holgó de tener un rato con quien poderse entretener, que no siempre estuvo César venciendo batallas, ni Pompeyo conquistando reinos, ni Belisario sujetando provincias, que hay tiempos de pelear y tiempos de divertirse.
Page 44 - ... necesario salir por una ventana que estaba junto al techo, y en saliendo, se le volvió todo el carbón ceniza ; que si no fuera...
Page 3 - Virrey, suplicándole que por ningún impedimento se me dilatase la real merced; que el ser señores no consiste en la nobleza del solar ni en la grandeza del título, sino en dar muestras de serlo, ayudando a los desvalidos y favoreciendo a los que poco pueden, y honrando generalmente a todos ; que para no hacer esto, poco me importa a mí ni a nadie que sean grandes o que sean pequeños.
Page 1 - ... de á ocho, á la luz de una linterna que llevan, que por ser tan grande y no poder arrancarle de una vez, por el riesgo del ruido determinan abrirle, é hinchir las faltriqueras y los calzones, y volver otra noche por lo demás ; y...
Page 11 - Nuncio, donde pudiera ser con bien justa causa mayoral de los locos, y meterle en cura , que se le han subido los consonantes á la cabeza como tabardillo. — ¡ Qué bien entiende de afectos el señor huésped ! respondió el poeta incorporándose un poco más.
Page 10 - ... particularmente las representantas, por salir cada día a vistas en la plaza del mundo. Hallábase en esta ocasión entreteniendo en esta ciudad una de las mejores compañías de toda España. Era su autor, cuando no de los doce Pares de Francia, por lo menos uno de los doce de la fama.
Page 8 - Valladolid; juntéme en ella con dos devotos peregrinos, que hacían el propio viaje, y eran, cuando no de mi cantidad, por lo menos de mi calidad y costumbres. Era el uno francés, y el otro genovés, y yo gallego romano ; y todos tan diestros en la vida poltrona, que podíamos dar papilla al más entendido gitano; y en efecto trinca, que se escaparon muy pocos de nuestras garatusas.

Bibliographic information