Vida de Lord Byron

Front Cover
Imprenta La Propaganda literaria, 1873 - 163 pages
0 Reviews
 

What people are saying - Write a review

We haven't found any reviews in the usual places.

Selected pages

Other editions - View all

Common terms and phrases

Popular passages

Page 8 - Cuando sintais un buen impulso en el corazon, el deseo de enjugar una lágrima, de socorrer una desgracia, de partir vuestro pan con el hambriento, de lanzaros...
Page 8 - Dios nos la ha dado para poner una qota de miel con sus puros besos en el acíbar de la vida. Dios la ha enviado junto a la cuna para que al abrir los ojos, oculten las alas de su amor toda la obscuridad del horizonte en que vamos a batallar para conquistar la muerte.
Page 46 - ... tristemente los ojos allá al lejano país donde tuvisteis la cuna, y resumís todas vuestras ambiciones en ser el último de sus ciudadanos, el más oscuro de sus hijos, por tener hoy entre vuestra familia y vuestros amigos un hogar, y mañana en la tierra de vuestros padres una olvidada sepultura.
Page 7 - Hay un ser que puede dulcificar todos nuestros dolores, que puede destruir todas nuestras tristezas: la madre. Dios nos la ha dado para poner una gota de miel con sus puros besos en el acíbar de la vida. Dios la ha enviado junto a la cuna, para que, al abrir los ojos, oculten las alas de su amor, la oscuridad del horizonte en que vamos a batallar para conquistarnos la muerte.
Page 45 - ... los huesos de vuestros padres. Morir en tierra extranjera es el mayor de los castigos. No en vano hemos nacido en un país. Tenemos de su suelo un jugo semejante al que recoge de la tierra la raíz del árbol; tenemos de su cielo un beso inmortal en la frente. Nuestro corazon está amasado de aquella arcilla.
Page 12 - ... nuestra conversacion y de nuestras maneras no se conocen aquí, en Inglaterra. Y no creais que me pongo de nuestra parte.- Yo daría un tantico de nuestras costumbres niveladoras é igualitarias, á cambio de otro tanto de la libertad inglesa, que jamás he visto practicada ni en Francia ni en España. Yo amo igualmente la libertad y la igualdad ; no las concibo divididas ; las creo, no condiciones, esencias de la justicia. Pero separadlas y dadme á elegir una de las dos : yo opto por la libertad.
Page 163 - Te perdono, porque has amado mucho, puede la Historia decirle. Y nuestra edad, el principio del siglo, al descubrir la cabeza apolina de Byron, cruzada de rayos y de sombras, podrá exclamar: He aquí mi imagen, he ahí mi símbolo.
Page 39 - ... se entregan sus hijas al lascivo baile y ellos al ruinoso juego, prometiéndose todos en estas babeles de vicios, alcanzar el dinero y la mujer de su prójimo. Imagínese qué efecto produciría esta sátira, en una sociedad donde tan escrupulosamente se observa el respeto al pudor y donde tan castos son los labios y tan puro el lenguaje.
Page 38 - ... la obra como inseparable compañera de su estilo. Habíale sucedido como á todo el mundo : escribir una larga série de versos detestables entre su salida del Colegio y su salida de la Universidad. Recordábanle que para ser poeta precisa al ménos un poco de sentimiento y otro poco de imaginacion. Las imitaciones de Ossian y Homero no pasaban de ensayos buenos para una clase de retórica, pero indignos de la publicidad. En medio del artículo, se deslizaba su pensamiento capital ; que el noble...
Page 162 - Cuando un poeta que es tan profundamente individualista y de tan pura raza sajona como Byron, ha podido transformar su génio en el arco donde se descomponen todos los matices del espíritu humano, ¿ qué no podrán hacer, qué no podrán intentar los hijos de razas más humanitarias, dotados de carácter más flexible, y con la conciencia más empapada en la sublime concepcion de un Ideal Humanitario...

Bibliographic information